¿Construir una Fosa séptica casera? SI: es posible

  • ¿Construir una Fosa séptica casera? SI: es posible

    ¿Construir una Fosa séptica casera? SI: es posible

    ¿Construir una fosa séptica casera? Sí: es posible. Así de claro y contundente empezamos este artículo en el que os daremos los consejos necesarios para poder realizar una fosa séptica en vuestra vivienda para todos aquellos que no contáis con el alcantarillado necesario, una fosa séptica química prefabricada u otro tipo de desagüe. Para evitar problemas en el funcionamiento de las cañerías de vuestro hogar, debéis permanecer atentos a las indicaciones y conseguir una fosa séptica casera en perfectas condiciones para su uso.

    Consejos previos

    Antes de hacer una fosa séptica casera, debemos comprobar una serie de elementos necesarios para que nuestra fosa séptica funcione de forma óptima. En primer lugar, deberemos tener en cuenta el nivel freático del suelo en el que nos encontramos, es decir, si existe agua muy cerca de la superficie. Una fosa séptica no es más que un agujero de grandes dimensiones que se encarga de almacenar los desechos de la vivienda y que depura el agua mediante un sistema de filtración. Por esta razón, si tenemos el nivel del agua muy elevado dentro de nuestro terreno, nos será imposible realizar una fosa séptica en condiciones ya que estará permanentemente llena de agua.

    La segunda de las consideración será comprobar el tipo de terreno en el que vamos a hacer la fosa séptica casera. Deberemos tener en cuenta la composición del mismo fijándonos en el tipo de tierra que existe al escavar para los cimientos de nuestra vivienda. De esta forma, un terreno más poroso ayudará a que la ejecución de la fosa séptica sea más sencilla y a que los elementos orgánicos que lleguen a ésta a través de nuestra red de saneamiento, puedan filtrarse a la tierra y conseguir que nuestra fosa séptica aguante más tiempo sin necesidad de ser vaciada. Por otro lado, un terreno compuesto por elementos que no tienen apenas porosidad, obligará a realizar un vaciado continuo de la fosa séptica con los consiguientes quebrados de cabeza y gasto económico.

    Construcción fosa séptica casera

    La construcción de una fosa séptica casera no tiene grandes complejidades, sin embargo, debemos prestar atención a una serie de puntos importantes si no queremos tener nuestra parcela llena de malos olores que deriven de la misma.

    Antes de la llegada a la fosa séptica, es importante que realicemos una cámara separadora de grasas, donde llegarán los desechos de los electrodomésticos de la cocina y la lavadora principalmente, y una arqueta para limpiar las aguas de esta cámara y las que salgan del cuarto de baño. Posteriormente, este agua con una primera filtración llegará a nuestra fosa séptica.

    Hacer la fosa séptica casera consiste en cavar un agujero bastante importante (debemos tener en cuenta que el consumo diario de agua en una vivienda habitual se encuentra entre 100-150 litros por persona), donde filtraremos el agua de los desechos. Así, la fosa séptica deberá estar enterrada en el suelo para no permitir que los olores salgan al exterior, pero deberemos tener una marca exterior para poder retirar la tierra superficial y acceder a una tapa extraíble en caso de mantenimiento. Debemos tener en cuenta que al hueco llegará una acometida, desde la última arqueta del exterior de la vivienda, y saldrá de ella otra acometida que llevará el agua limpia de desechos sólidos a un filtro, que puede ser casero o prefabricado. Para ello, la fosa deberá estar dividida en la mitad por un muro, que permite que solamente el agua pase a la segunda parte del tanque y que los sólido se decante en la primera.

    Por último, el elemento más importante es el aireador. Para permitir la entrada de aire en el interior de la fosa, deberemos dejar un tubo introducido en la misma que tenga salida al exterior hasta una altura adecuada y que en su parte final se encuentre tapado o con una curvatura para evitar que entre el agua en él.

    Comparte...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

    Los comentarios están cerrados.