¿Qué es un tubo de cobre? Tipos y usos que existen

  • ¿Qué es un tubo de cobre? Tipos y usos que existen

    ¿Qué es un tubo de cobre? Tipos y usos que existen

    El cobre es una material que desde su descubrimiento ha venido usándose con múltiples propósitos. Su ductilidad, su resistencia y su capacidad para soportar altas presiones lo convierten en un material perfecto para construir tuberías de cobre para gas o para agua entre otras. Hoy vamos a explicaros qué es un tubo de cobre, los tipos y usos que existen, para que dispongáis de toda la información necesaria si en algún momento estáis pensando en realizar un cambio o en colocar por primera vez las instalaciones de vuestra vivienda. Porque solamente conociendo las tuberías de cobre que mejor se ajusten a nuestras necesidades, conseguiremos no tener problemas en la instalación y en los suministros de nuestra casa.
     

    Tuberías de cobre

    El cobre es un elemento químico. Es un metal de transición cuyo aspecto exterior presenta un color rojizo y brillo. Podemos encontrarlo en una numerosa cantidad de aleaciones gracias a que éste mejora las propiedades mecánicas de la aleación. Otra de las ventajas que presenta este metal es que se puede reciclar un número indeterminado de veces.
     
    El cobre fue descubierto hace miles de años y su importancia es tal que denominamos dos periodos de la historia con su nombre: la Edad del Cobre y la Edad del Bronce. Su uso durante toda la historia de la humanidad estuvo relacionado también con la fabricación de monedas, aunque perdió importancia al desarrollarse la siderurgia. Es el tercer metal más utilizado a nivel mundial, tras el hierro y el aluminio.
     
    Por todas estas razones, en construcción es común encontrarnos con tuberías de cobre que se utilizan para la conducción de gases o líquidos. Las principales características y ventajas que presenta el cobre en las instalaciones son que:
     

    • Está fabricado sin costuras.

     

    • Al tratarse de un metal que se produce mediante extrusión, obtenemos unas paredes lisas que ayudan en la circulación de los fluidos por su interior.

     

    • Gracias a su forma de fabricación sin costuras, ofrecen una resistencia a presiones mucho mayor con espesores muy pequeños, con lo que podemos ahorrar mucho espacio en la instalaciones de tuberías de cobre para agua o para gas.

     

    • Las características del metal lo convierten en un material perfectamente resistente a la corrosión. Al cubrirse con una capa de óxido de solamente unas pocas micras, su protección frente a este proceso es indefinida.

     

    • Podemos encontrarlas en dos formatos: rígidas o flexibles.

     

    • Al tratarse de un material ligero, su instalación requiere de menos operarios y se puede manejar fácil y rápidamente.

     

    • Por último tiene una gran facilidad para la unión gracias a la soldadura entre diferentes tubos de cobre.

     

    Tipos y usos de las tuberías de cobre

    Como ya hemos comentado, los fabricantes realizan tuberías de cobre para agua y para gas principalmente gracias a la adecuación de este material para realizar las instalaciones de los edificios. En este grupo, existen cuatro tipos principales de tuberías de cobre para gas y para agua: el tubo rígido Tipo M, el tubo rígido Tipo L, el tubo rígido Tipo K y el tubo rígido Tipo DWV.
     
    El tubo rígido Tipo M se utiliza principalmente para la conducción de agua fría y agua caliente en edificios residenciales y comerciales. Se utilizan en estos lugares debido a que las presiones que se requieren no son demasiado elevadas.
     
    El tubo rígido Tipo L también se utiliza principalmente para la conducción de agua fría y agua caliente. Se distingue del Tipo M gracias a la marca de color azul con la que se adquiere, y la longitud estándar para este tipo de tuberías de cobre es de 6.10 metros (esto se debe a que las tuberías de cobre se ofrecen con medidas en pulgadas, por esta razón, al convertir a metros su medida no es exacta). Se utiliza, sobre todo, en hoteles, clínicas y hospitales debido a que la presión y la temperatura de los fluidos que recorren el interior son más elevadas. Estas tuberías también se utilizan para transportar el gas natural y el L.P (Licuado del petróleo) para calefacción, refrigeración, oxígeno…
     
    El tubo rígido Tipo K se diferencia de los dos anteriores por su marca de color verde. Se comercializa en medidas hasta 6.10 metros, como el tubo rígido Tipo L y tiene su principal campo de aplicación en instalaciones de tipo industrial, llevando líquidos y gases en altas condiciones de presión y temperaturas.
     
    El último tipo que queremos mencionar dentro de los tubos de cobre, es el tubo rígido Tipo DWV. Este tipo de tuberías de cobre se utiliza principalmente en situaciones sin presión ni temperatura donde lo que necesitamos es desaguar o ventilar.
     
    A continuación os dejamos una tabla resumida con las principales características, aplicaciones, dimensiones y colores para su diferenciación de las tuberías de cobre:
     
    Tipos de tuberias de cobre

    Comparte...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Share on LinkedIn

    Los comentarios están cerrados.